Mental Illnesses Treatment Support & Programs NAMI Advocacy Find Your Local NAMI NAMIWalks
Search
 | Print this page | 
 | 

Programas de NAMI

Equipos de Intervención de Crisis: una historia de éxito de NAMI

Por Laura Usher ,Coordinadora del Centro de Equipos de Intervención de Crisis de NAMI

Otoño 2008

Las afiliadas de NAMI a través del país han mostrado liderazgo al reunir a agentes policíacos, a proveedores de salud mental, a personas con enfermedades mentales y a sus familiares para desarrollar soluciones innovadoras al problema de la criminalización de las personas con enfermedades mentales. Uno de los programas más exitosos que han creado las afiliadas de NAMI es el Equipo de Intervención de Crisis (CIT, por sus siglas en inglés), el cual está diseñado para mejorar los resultados de las interacciones policíacas con las personas con enfermedades mentales. 

La historia del CIT

El primer equipo de CIT se creó en Memphis, TN, en 1988, después de la trágica muerte a balazos de un hombre que tenía una enfermedad mental a manos de un oficial de la policía. Esta tragedia inspiró la colaboración entre la policía, los asociados de NAMI Memphis, la Escuela de Medicina de la Universidad de Tennessee y la Universidad de Memphis para mejorar el adiestramiento policíaco y los procedimientos que se siguen al responder a casos de personas con enfermedades mentales. El programa CIT de Memphis ha logrado un éxito asombroso en gran parte porque se ha mantenido como un esfuerzo comunitario. Hoy día, el así llamado “Modelo de Memphis” ha sido adoptado por cientos de comunidades en más de treinta y cinco estados y se está implementado estatalmente en Maine, Connecticut, Ohio, Georgia, Florida, Utah y Kentucky.

El problema

Debido a la escasez de servicios de salud mental en la comunidad, demasiadas personas con enfermedades mentales no pueden obtener un tratamiento adecuado y terminan enfrentándose a la justicia. Cuando ocurren estas crisis, los oficiales policíacos generalmente no tienen otra opción más que arrestar al individuo debido a la escasez de servicios y a la falta de coordinación entre las agencias del orden público y el sistema de salud mental. Al establecer relaciones entre estos dos sistemas, los equipos de CIT pueden ayudar a que estas personas con enfermedades mentales sean rápidamente transferidos hacia la institución de salud adecuada, manteniéndolos fuera de la cárcel.

Además de las situaciones mencionadas, ha habido muchas denuncias sobre personas con enfermedades mentales que han sufrido lesiones o han muerto como resultado de intervenciones policíacas. Al mismo tiempo, muchos oficiales indican que no se sienten preparados para interactuar con estas personas. Los equipos de CIT responden a esta necesidad proveyéndoles a los oficiales un adiestramiento especializado para que puedan enfrentar esta responsabilidad con seguridad y rapidez. De esta forma, los oficiales aprenden a reconocer los signos de estrés psiquiátrico y a disminuir la intensidad de una crisis.

¿Cómo trabaja un equipo de CIT?

Los programas CIT trabajan a través de una asociación comunitaria compuesta por proveedores de salud mental, agentes de la policía, personas con enfermedades mentales y sus familiares.Este grupo examina los sistemas locales para determinar las necesidades comunitarias, selecciona las estrategias que se utilizarán para satisfacer esas necesidades y organiza los adiestramientos para la policía. Esta coalición también identifica la mejor manera para transferir a las personas con enfermedad mental de la custodia policial al sistema de salud mental y se asegura que haya facilidades adecuadas para hacer un triage, es decir, para evaluar el nivel de urgencia de atención psiquiátrica.

Los equipos de CIT son mayormente conocidos por los adiestramientos que les ofrecen a los oficiales de la policía capacitándolos con las destrezas prácticas que necesitan para trabajar con las personas con enfermedades mentales.  El “Modelo de Memphis” incluye un programa de cuarenta horas de adiestramiento que incluye: información básica acerca de las enfermedades mentales y de la forma de reconocerlas; información sobre el sistema de salud mental local y sobre las leyes locales; orientación de primera-mano ofrecida por pacientes y familiares que comparten sus experiencias; representación de posibles situaciones y de técnicas para disminuir oralmente la intensidad de las crisis. Auque el adiestramiento es el aspecto más conocido del CIT, sin una sólida relación entre los oficiales de la policía, los proveedores de salud mental y los líderes de NAMI no se podrían tratar los problemas subyacentes que existen en la mayoría de las comunidades.

Un aspecto clave del CIT es la participación de personas con enfermedades mentales y sus familiares en todas las áreas --- en la toma de decisiones, en la planificación de las sesiones y en las funciones de liderazgo durante el adiestramiento.

El CIT funciona

Los estudios muestran que los programas del CIT les han ayudado a las personas con enfermedades mentales a conseguir el tratamiento adecuado y a permanecer fuera de la cárcel. Los estudios demuestran que los programas de desvío,los del CIT especialmente, han reducido significativamente los arrestos de las personas que tienen enfermedades mentales serias. Los individuos que a través del CIT y de otros programas de desvío no han tenido que ir a la cárcel, ya que reciben más terapia, medicamentos más adecuados y otras formas de tratamiento en comparación con aquéllos que no han gozado de esta oportunidad.

Los programas del CIT también ayudan a reducir la cantidad de oficiales heridos, de emergencias que requieren un equipo SWAT y del tiempo que los oficiales pasan atendiendo “disturbios mentales.”  Después del inicio del CIT en Memphis, las lesiones que sufrían los oficiales que atendían “disturbios mentales” disminuyeron en un 80%, y en Albuquerque, el número de crisis que requería la participación del equipo SWAT se redujo en un 58%.

Para más información sobre cómo establecer el CIT en su comunidad, lea nuestras herramientas de apoyo en www.nami.org/cittoolkit o póngase en contacto con Laura Usher («laurau@nami.org»).

 

Crisis Intervention Teams: A NAMI Success Story

NAMI affiliates around the country have taken the lead in bringing together law enforcement officers, mental health providers and consumers and family members to develop innovative solutions to the problem of criminalization of people with mental illnesses. This article provides detailed information about the crisis intervention team, a model program designed to improve the outcomes of law enforcement interactions with people with mental illnesses.

 


 | Print this page | 
 | 

Donate

Support NAMI to help millions of Americans who face mental illness every day.

Donate today

Speak Out

Inspire others with your message of hope. Show others they are not alone.

Share your story

Get Involved

Become an advocate. Register on NAMI.org to keep up with NAMI news and events.

Join NAMI Today
  • Follow NAMI
  • Contact Us
    • NAMI
    • 3803 N. Fairfax Dr., Suite 100
    • Arlington, Va 22203
    • Main: (703) 524-7600
    • Fax: (703) 524-9094
    • Member Services: (888) 999-6264
    • Helpline: (800) 950-6264