Mental Illnesses Treatment Support & Programs NAMI Advocacy Find Your Local NAMI NAMIWalks
Search
 | Print this page | 
 | 
act-ta_center

El Tratamiento Asertivo Comunitario
promueve la recuperación

Una Entrevista con Joe Phillipps


 NAMI:  ¿Joe, podrías decirnos cómo ingresaste al programa Asertivo Comunitario?

JP:  Yo me acababa de graduar de una pequeña preparatoria (colegio) en un area rural del sur de Wisconsin y a pesar de que durante este tiempo yo escuchaba voces y tenía problemas de confusión, logré graduarme de la preparatoria con buenas notas y trabajar.  Yo trabajaba alrededor de 50 a 60 horas a la semana pero yo sabía que algo estaba mal.   
 Un día tuve mi primer episodio sicopático grave y me pusieron en la unidad psiquiatrica de un hospital. Lo unico que recuerdo es el haberme despertado en un cuarto de reclusión  sin tener idea de lo que había hecho para terminar en este lugar.  Durante los dos años siguientes pasé 16 meses en unidades psiquiátricas.  Yo era de un condado pequeño y básicamente ví a un consejero una vez al mes en las facilidades del condado.  Yo era un consumidor de salud mental de emergencia y aparentemente mi vida estaba perdiendo toda esperanza. Yo vivía con mis padres o en un hospital y esto era la fuente principal de ayuda psiquiátrica que recibía.

A principios de los años 80 mi condado comenzó un programa de Tratamiento Asertivo Comunitario (conocido como ACT) y me eligieron como cliente de este programa.  El programa de Tratamiento Asertivo Comunitario era extremadamente diferente al tipo de ayuda que había recibido antes. Este programa me ayudó a encontrar mi propio lugar para vivir, me brindó ayuda vocacional, supervisión apropiada de mi medicación y ayuda para aprender a vivir solo.  Yo recibí cuidado importante, donde lo necesité (el énfasis es de Joe).

Antes de entrar al programa de Tratamiento Asertivo Comunitario, la persona encargada de mi caso cambiaba constantemente y no había continuidad en el tratamiento. Con el pasar de los años encontré, aún a pesar de cambios en el personal del equipo ACT, que el equipo sabía lo que sucedía con migo y cuál era mi pasado.  Yo podía confiar en a la gente del equipo de Tratamiento Asertivo Comunitario porque teníamos una larga relación.  Muchas veces sentí que podía contar con el personal del equipo ACT.  Yo podía compartir con ellos emociones que no podía compartir con mi grande y cariñosa familia. El equipo ACT también me animaba a que tomara decisiones. Con el pasar del tiempo elegí satisfacer uno de mis sueños de toda la vida, el graduarme de la universidad. Hice esto con el apoyo de mi equipo de Tratamiento Asertivo Comunitario. Ahora también trabajo en un equipo de Tratamiento Asertivo Comunitario y recientement me hize autosuficiente, ya no necesito recibir el Seguro Social y SSI.  Yo elijo el trabajar en un modelo del programa de Tratamiento Asertivo Comunitario porque siento que podemos ayudar a clientes que necesitan más cuidado que otras personas pero que también tienen el derecho a vivir en la comunidad. Yo espero ayudar a la gente con enfermedad mentales severas y persistentes a recuperararse y a encontrar  felicidad en la vida.
 

NAMI:  ¿Cómo te ayudó el programa de Tratamiento Asertivo Comunitario a llegar a donde estas hoy?

JP:  El apoyo constante y consistente que ACT me brindó realmente me ayudó.  El equipo ACT me ayudó a encontrar recursos a los que no hubiese tenido acceso por mi mismo. Con el pasar del tiempo empezé a confiar en ellos porque me ayudaron a tener una mejor situación que el estar en un hospital o en la calle. Ellos estaban, y todavia estan, dispuestos a apoyarme constantemente.  La mejor cosa que hizo mi equipo de Tratamiento Asertivo Comunitario fue el motivarme a trabajar y el no aceptar la desesperación. Ellos me ayudaron a desarrollar un plan para mi futuro y a tomar decisiones que me ayudarían en el futuro.

NAMI:    ¿Cómo trabajaste con el equipo?

JP:  El programa de Tratamiento Asertivo Comunitario me ofreció opciones y me ayudó para que tomara mejores decisiones sobre lugares para vivir, medicamentos y trabajo.  El programa de Tratamiento Asertivo Comunitario era muy diferente a lo que experimenté cuando tuve un encargado de mi caso a quien veía una vez al mes. El encargado de mi caso me veía y despues yo sentía que se olvidaba de mí. El equipo ACT está bastante interesado en  ayudarme a recuperar, no solo en decirme, " que agradable. Buena suerte. " A menudo yo no estaba de acuerdo con mi equipo ACT y ellos me dieron la libertad de cometer errores. Un punto clave sobre el ACT es que el tratamiento que me daba el equipo cambiaba de acuerdo a lo que mis necesidades cambiaban. Esta flexibilidad me ayudó a ser más independiente. Cuando algunas situaciones se hacian demasiado agotadoras, recibía más ayuda. Yo tenía la oportunidad de determinar que tipo de tratamiento quería recibir e incluso de tomar decisiones sobre mi medicación.


NAMI:   ¿Podrías decirnos algo más sobre los aspectos vocacionales de tu recuperación?

JP:  El equipo ACT me ayudó a conseguir trabajos pagados, no trabajos del voluntario o  en talleres vocacionales. Ellos me ayudaron a tomar decisiones, como cuando decidí ir a la universidad para luego poder conseguir el tipo de trabajo que realmente quería. Basandome en la manera en que el equipo me había ayudado a través de los años, confié en el equipo y pude cuidarme solo o pedir su ayuda cuando la necesitaba.  También siento que ellos me escuchaban y que me dejaban saber que mis sueños importaban.  La recuperación es un proceso.  Mi primer trabajo fue de lavaplatos, de ahí fui recepcionista, portero y despues ayudante de limpieza de una compañía. Todos estos trabajos me enseñaron los aspectos simples y básicos del trabajo: no faltar al trabajo, aprender a resolver problemas. El equipo ACT me ayudó a darme cuenta que podía hacer más y, si quería, podía crecer vocacionalmente y también personalmente al pasar de los años. Yo me veo como un trabajador y colega en vez de como una persona que tiene una enfermedad mental. Mi enfermedad todavía es parte de mí, pero yo elegí definirme primero como persona.

NAMI:  ¿Hay otras cosas que el equipo de Tratamiento Asertivo Comunitario hizo y que te ayudaron?

JP: Sí, ellos me ayudaron a aprender más sobre el desorden esquizoafectivo.   Aprendí  sobre la enfermedad, sobre los medicamentos, a qué esperar de la enfermedad y a cómo tratarla. El equipo ACT me ayudo a enfrentarme a la enfermedad y a trabajar con ella. Comencé a ir a conferencias y también fui a grupos de auto ayuda dirigidos por consumidores de salud mental.  El programa de Tratamiento Asertivo Comunitario apoyaba la participación en el grupo de apoyo de consumidores.  Solo porque tu tienes una enfermedad, tu vida no tiene que terminar.
 
Yo pienso que la larga relación con el equipo ACT aumenta la confianza en ti mismo para poder hacer cosas y para tomar la responsabilidad personal de tus acciones. Esto es un progreso natural hacia la recuperación. Tu puedes superar tus problemas y lograr tus metas. Tu puedes vivir independientemente.  Algunos consumidores de salud mental sienten que los programas de Tratamiento Asertivo Comunitario impiden la recuperación.  En mi caso, yo encontré que realmente me ayudó a ser independiente. Yo necesité ayuda y la ayuda que recibí del programa de Tratamiento Asertivo Comunitario me dio la fuerza que necesitaba.

            
NAMI:   Tu has dicho muchas cosas positivas sobre el Tratamiento Asertivo Comunitario.

 JP:  El Tratamiento Asertivo Comunitario no es perfecto.  Algunos miembros del equipo me han agradado más que otros y no siempre he estado de acuerdo con las sugerencias del equipo, pero el equipo tiene la capacidad de ofrecer una relación a largo plazo a las personas que estan en la comunidad y que de otra manera podrían estar en un hospital, la cárcel o las calles. Al contrario de lo que algunas personas piensan, este programa no es solo sobre medicamentos o solo para gente con órdenes judiciales.

Cada persona tiene sus propios sueños. Los programas de Tratamiento Asertivo Comunitario ayudan a las personas a las que la mayoría de los modelos de otros programas no pueden ayudar. Algunos sueños pueden ser el vivir en la comunidad, no en un hospital, y tener un trabajo de medio tiempo.  Las relevantes intervenciones en la comunidad de los programas ACT pueden ayudar a crear un ambiente en el cual las personas con enfermedades mentales severas y persistentes pueden tener éxito en vez de estar en instituciones mentales o en las calles sin recibir ningún tipo de  tratamiento.


NAMI:   ¿Cómo resumirías esta entrevista?

 JP:  La relación de confianza es lo que hace que los programas ACT funcionen. Es el dar y recibir y las relaciones con varios miembros del personal del equipo lo que a la larga ayudan a las personas a sentirse bien de sí mismos y de sus vidas. Estas relaciones te ayudan a recuperar tu confianza en tí mismo y a realizar tus sueños.  Yo ya no me veo como una persona con una enfermedad mental.  Yo me veo como Joe Phillipps, una persona.


 | Print this page | 
 | 

Donate

Support NAMI to help millions of Americans who face mental illness every day.

Donate today

Speak Out

Inspire others with your message of hope. Show others they are not alone.

Share your story

Get Involved

Become an advocate. Register on NAMI.org to keep up with NAMI news and events.

Join NAMI Today
  • Follow NAMI
  • Contact Us
    • NAMI
    • 3803 N. Fairfax Dr., Suite 100
    • Arlington, Va 22203
    • Main: (703) 524-7600
    • Fax: (703) 524-9094
    • Member Services: (888) 999-6264
    • Helpline: (800) 950-6264